domingo, diciembre 5

El apocalipsis en 3D

Metropia nos lleva a una Europa no tan lejana ni espantosa, donde el mundo se ha quedado sin petróleo y una red de metro subterránea ha sido conectada creando una inmensa red bajo el suelo europeo. Roger de Farsta (un suburbio de Estocolmo), elige alejarse del metro ya que piensa que es desagradable y a veces oye voces extrañas dentro de su cabeza. Un día, Roger descubre que su vida es controlada en cada detalle, así que trata de escaparse, pero para lograrlo necesitará la ayuda de la super-modelo Nina, ¿o quizás es Nina la que necesita a Roger?”

Metropia (2009) es una coproducción Dinamarca-Noruega-Suecia dirigida por Tarik Saleh. Una animación oscura y perfecta, con técnicas de diseño y montaje fotorealistas, que cuenta con las voces protagonistas de Juliette Lewis, Vincent Gallo y Udo Kier.

Es una historia repetida en el cine de los últimos cincuenta años, donde la idea del Nuevo Orden Mundial aparece nuevamente, aunque esta vez más descabellada –literalmente- pues el poder se ejerce a través del control de los hombres que usan la red de trenes y un champú especial. ¡Sí! ¡Un champú!

El escritor Stieg Larsson participó en el guión, lo que asegura una buena dosis de ciencia ficción.

Más allá de la mirada a un apocalipsis cercano del que todos hablan (basta revisar la prensa internacional, guglear la palabra “petróleo” o ver los miles de documentales caseros sobre el NWO en youtube) Metropia se hace agradable a la vista gracias a la animación.

Una estética muy parecida a un video click de rock. Una historia perturbadora como en las grandes producciones de Hollywood. Un título que recuerda a otro y se convierte en una continuación de la profecía: Metrópolis (de Fritz Lang). Pero en Metropia, el champú hace la diferencia.

Este es el tráiler:

  

No hay comentarios:

Publicar un comentario